Reseña – Burnt (Una Buena Receta)

La búsqueda de un talentoso chef venido a menos por rehacer su vida y conseguir el reconocimiento que merece es el eje principal de Burnt (Una Buena Receta), dirigida por John Wells (August: Osage County) y encabezada por el actor Bradley Cooper. Burnt nos lleva tras bambalinas de un lujoso restaurante en Londres para conocer el proceso que se esconde detrás de los suculentos platillos que ahí se preparan, y de paso adentrarnos en las conflictivas vidas de aquellos que trabajan arduamente en la cocina, intentando descubrir sabores y nuevas formas de transformar los ingredientes en toda una obra de arte.

Bradley Cooper interpreta a Adam Jones, un chef que echó por la borda su prometedora carrera en París luego de sumirse en el alcohol y las drogas. Luego de tomarse un descanso en Nueva Orleans que le sirvió a manera de purgatorio, Adam regresa a Londres con un objetivo claro: retomar su carrera profesional y trabajar en un restaurante que pueda ser acreedor a una tercera estrella Michelin – uno de los máximos reconocimientos que existen en dicha industria. Sin embargo, el temperamental chef pronto se dará cuenta que para redimirse deberá limar asperezas con aquellos a quienes hizo daño en el pasado y aprender a escuchar y trabajar con sus nuevos compañeros. Al mismo tiempo, Adam luchará contra su pasado, el cual continúa acosándolo y tentándolo a caer nuevamente en los vicios que casi acabaron con su vida.

Burnt tiene los ingredientes necesarios para hacer de este aperitivo algo disfrutable, a pesar de que recurre a lugares comunes y clichés de este tipo de cintas sobre individuos que han tocado fondo y que buscan salir adelante nuevamente. La película cuenta con la participación de un elenco diverso y multi-nacional que incluye a Sienna Miller, Daniel Brühl, Omar Sy, Emma Thompson, Uma Thurman y a la recién ganadora al Oscar Alicia Vikander. Tal como lo hizo en su trabajo anterior, Wells deja en claro que lo de él es armar grandes repartos. Desafortunadamente, el esfuerzo de todos los actores y actrices se ve opacado tanto por el guión, como por la edición de la película. El resultado final es una amalgama irregular de historias que van del drama, a la comedia, a lo romántico, algunas de ellas sin mucho contexto y con personajes sin trasfondo. Obviamente Cooper es quien lleva la ventaja, puesto que la cinta gira alrededor de su personaje, pero hay personajes secundarios tan vacíos como el de Sy y Vikander cuyas intenciones jamás son reveladas a fondo y parecen estar ahí solamente para cumplir con la cuota de clichés y nada más.

Bradley Cooper es un actor muy carismático y siento que aquí ese detalle funciona en su contra: su papel requiere que le creamos que se trata de un tipo arrogante y prepotente, pero no le podemos creer ni tantito, aún así intente gritar como loco e insultar a los demás. Se siente un tanto forzado y no tan natural. Burnt nos queda a deber esa tercera estrella que tanto anhela: termina por faltarle sazón y opta por seguir la receta al pie de la letra sin ofrecer algo nuevo, dejándonos con las ganas de experimentar mejores y diferentes sabores.

Burnt (Una Buena Receta) se encuentra disponible a la venta y renta en los Estados Unidos en diversas plataformas físicas y digitales. En México, la película está actualmente en cartelera.

Calificación: **

Título original: Burnt (En español: Una Buena Receta)

Año: 2015

País: Estados Unidos

Dirige: John Wells

Con: Bradley Cooper, Sienna Miller, Daniel Brühl, Omar Sy, Emma Thompson y Alicia Vikander

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s