Cuando de géneros cinematográficos se trata, el cine mexicano tiene su fuerte en el drama y la comedia. Su incursión en el mundo del cine de acción ha tenido resultados muy irregulares, en especial gracias al afán de los realizadores nacionales por emular la ya gastada fórmula hollywoodense. Compadres es el más reciente intento por producir una comedia de acción de manufactura mexicana con el potencial de crossover para las audiencias latinas que residen en los Estados Unidos. Lamentablemente, y a pesar de sus buenas intenciones, la falta de originalidad, coherencia y gracia terminan por volver esta experiencia en un resultado fallido y en una oportunidad perdida para lograr redimir este género en el cine nacional.

El comediante Omar Chaparro da vida a Diego Garza, un policía mexicano que se inmiscuye en los planes de lavado de dinero de Santos, un mafioso buscado por la justicia del país. Luego de su arresto, Santos trama el plan perfecto para vengarse de quien lo puso tras las rejas: secuestrar al amor de su vida, María. La única forma en que Garza podrá liberar a su novia será ayudándole al maleante a recuperar el dinero robado con la ayuda de un jovencito norteamericano hacker.

Estamos ante el típico buddy film, ese género ya gastado de películas con toques de acción y comedia donde una pareja dispareja debe aprender a trabajar en conjunto con la finalidad de cumplir con su misión. Desafortunadamente la mancuerna entre Chaparro y el joven Joey Morgan no funciona y se remiten a reciclar los típicos clichés y a seguir con la fórmula al pie de la letra. El comediante simplemente no da el ancho como héroe de película de acción, mientras que por otro lado, el humor de la cinta es tan desabrido que ni siquiera le da la oportunidad de mostrar algo de su talento cómico. El guión de la película no tiene sentido y está plagado de incoherencias y situaciones absurdas. Es un licuado de escenas que han funcionado en cintas de acción de Hollywood pero que aquí son presentadas sin trasfondo alguno y sin una historia que hile a la perfección los eventos.

Eso si, se nota que a Compadres le metieron billete en la producción y la cinta no se ve tan barata visualmente hablando. Sin embargo, tanto el appeal visual de la película como el renombre de su elenco no son suficientes para perdonar las fallas en cuestión narrativa. Lo que Compadres tiene a su favor que es un filme ligero y entretenido, aunque a final de cuentas sea un producto olvidable y meramente palomitero. Así como el género dramático y cómico han podido encontrar su identidad propia, así también esperamos que el cine de acción logre descubrir su propia voz y demostrar autenticidad en lugar de querer seguir copiando y tropicalizando historias extranjeras que simplemente no funcionan o resultan demasiado irreales en nuestro país.

Compadres se estrena en cines de los Estados Unidos este fin de semana. La película se encuentra en cartelera en México.

Calificación: * 1/2

Título original: Compadres

Año: 2016

País: México

Dirige: Enrique Begne

Con: Omar Chaparro, Joey Morgan, Aislinn Derbez, Erick Elías y Camila Sodi

0 comments on “Reseña – Compadres

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: